mayo 28, 2024

En tan solo un año, Nestlé El Salvador, recuperó y revalorizó voluntariamente 649 toneladas de plástico equivalente a más de 70 millones de botellas plásticas de 500 ml.

Según datos del Ministerio de Recursos Naturales, en El Salvador se generan más de 4,200 toneladas de desechos a diario, de los cuales uno de los mayores porcentajes corresponde a desechos plásticos.

El proyecto de plástico neutral de Nescafé El Salvador, se efectúa a través de procedimientos industriales y se soporta con aliados locales como Geocycle y Ternova. Además, este proceso de neutralidad plástica ha sido verificada y certificada por SGS, líder mundial en inspección, testeo y certificación de procesos a través de normas internacionales avaladas por la Organización Internacional de Estandarización o ISO.

«En Nestlé entendemos el reto y es por eso que la recuperación de estos desechos forma parte de nuestra ambición de que ninguno de nuestros empaques, incluidos los plásticos, acabe en un vertedero o como basura. Para Nestlé El Salvador es un gran orgullo sumar esfuerzos, somo la primera compañía en el país en alcanzar a ser plástico neutral, reafirmando así nuestro compromiso por un futuro más sostenible», expresó Andrés Calatroni, gerente de país de Nestlé El Salvador.

Para que la empresa pudiese convertirse en la primera con plástico neutral, estableció una estrategia de manejo de residuos y empaques sostenibles, donde podemos resaltar los siguientes logros:

Cero residuos en oficinas administrativas y centros de destribución en Nejapa

Para lograr este objetivo, la empresa reduce, separa, recicla y valoriza los residuos generados en sus operaciones logisticas y administrativas, evitando así, que al rededor de 120 toneladas de desechos lleguen a vertederos o al ambiente cada año.

Implementación de empaques sostenibles

Reducir la cantidad de plástico en los empaques: la compañía a trabajado con el rediseño de los empaques de la Sopa de Pollo con Fideos, la cual ha reducido su tamaño hasta un 10%.

Empaques reusables: ejemplo de ello son las latas litografiadas de NESCAFÉ Listo, lanzadas el año pasado.

Diseñar empaques que sean de materiales reciclables: como en el caso de los frascos de plástico PET de la nueva línea de sazonadores Maggi de la Huerta, lanzada al mercado salvadoreño el año pasado.

Programas de educación a consumidores sobre el manejo de residuos plásticos: a través de su programa «Reciclemos hoy para Vivir mañana», Nestlé a sumado esfuerzos junto a la comunidad empresarial y el programa Recicla 503 de Grupo Ternova para fomentar a las comunidades una cultura de separación y clasificación de residuos.

Related Post